GossipSecret

OT el reencuentro

19:20 Flarrow & More 0 Comentarios


Hello!! ¿Cómo habéis comenzado este mes de Noviembre? Espero que super bien.

Bueno, hoy vengo a daros mi opinión sobre algo totalmente diferente a lo que he estado haciendo durante este tiempo, y quiero deciros, que si por casualidad habéis dado con el blog, gracias a este post, pues ¡BIENVENIDOS! Espero que leyéndome, paséis un ratico agradable y divertido,

Y sin más dilación, os dejo el especial "OT el Reencuentro".


Si sois de los que me seguís desde hace tiempo, sabréis que la música para mi es vida, y no, no lo digo porque quede bonito, si no porque es así. ¿Os imagináis una vida sin música? ¿A que no? pues eso me pasa a mi, porque la música te ayuda en los momentos malos, en los momentos buenos, a llevar mejor el trabajo, o un viaje.....

Yo soy de las que se han ido a conciertos (próximamente y si todo sale bien, iré al de Malú {ponerme en comentarios si queréis que os escriba un post hablándoos de mi experiencia ese día}) y de firmas de discos, y me acuerdo que hace años fui a ver a Bisbal en concierto, y bueno, me lo pasé como una enana, así que tras tragarme todo OT 1, no podía perderme este esperadísimo y amado reeencuentro, así que hoy, vengo a hablaros sobre como lo viví desde casa.

EL DOCUMENTAL

Aunque no fuese lo que más me apetecía ver, el documental me gustó bastante, no solo por verles de nuevo juntos y llevándose tan bien como antes, si no porque nos permitió volver a ver imágenes de aquellos momentos en la academia y en las galas con esas ropas que ahora, parecen de mercadillo.

Por si alguien no lo vio, constó de tres partes y en cada una vimos a un profe nuevo que hacía como de.... llamemoslo presentador, el que ponía orden.

Creo que sin duda, la parte que más me gustó y emocionó fue la primera, donde Noemí y Manu, a parte de comentar cosillas con ellos, también hicieron que cantasen, y en realidad, ese, fue el único momento de todo el documental donde les vimos cantar, porque las otras fueron más en plan psicólogo donde hablaban de sus experiencias en lo que vivieron en su día al salir de reality, y de sus vidas privadas. Nada más.

Muchos se sentaron en el sofá de sus casas para no perderse detalle de los gestos, miradas, palabras y demás que iban diciendo los cantantes, sin embargo, yo lo hice con una única intención. Disfrutar.

EL CONCIERTO

Y después de revivir todo ello, tocaba dar el colofón final por todo lo alto, con un concierto que no dejó indiferente a nadie.

Me fascinó, me lo pasé en grande (y mirad que lo vi en la tele), pero algo no cuadraba, y en algunos momentos tuve una sensación rara, no sé si porque ellos desafinaban, si porque el sonido no era el mejor o porque estaban más perdidos que un pulpo en un pajar.

Sea como fuere, lo mejor de la noche, fue sin dudarlo, poder comentar e interactuar con algunos en mi otra cuenta de Twitter, y leer los comentarios que iba poniendo la gente, porque de verdad os lo digo, me moría de la risa.

A lo que iba, (que me enrollo como las persianas), en sí, estuvo muy bien, pero pienso que no se supieron organizar del todo, ya que se confundieron ellos en varias ocasiones al presentar a sus compañeros y el orden de las canciones fue un poco mala.

Las ropas que llevaron ellas, fue de cabaret total, no feas, porque exceptuando algún que otro vestido, iban divinas todas, pero eso, fueron todos los looks muy cabareteros y no sé si era la ocasión de ponerse así, pero, el que se llevó la palma y el abucheo de medio Palau, fue Juan Camus.


En Twitter se le ponía a parir, y personalmente no soy partidaria de los insultos, pero en esta ocasión, el tío se lo merecía con creces.

Por X motivo no quería acudir al concierto, me da igual por qué fuese, pero una vez que aceptó, puso con dos cojones (y perdonarme la expresión) sus condiciones, y oye, sus dos canciones en solitario se cascó, eso sí, nos rompió los tímpanos e hizo que nos bajase el azúcar a todos, yo creo. Con lo bonita que es "Angels" y el estropicio que hizo.

No hablar ya, de su vestuario, que parece que iba a por el pan o a pasear al perro y que en el último momento decidió pasarse por allí a berrear un rato y ya.

Todo lo demás, fue muy guay de ver y como diría la gran Chenoa "Morimos todos de amor", pero por ejemplo, la canción lenta de Natalia, la de Naím en solitario etc, me sobraron bastante, no por ellos, si no por las canciones.

Pero sin pensarlo, lo mejor, de lo mejor, y con las que incluso me emocioné, fue con "Vivo por ella", "Y ¿si fuera ella", "Dos hombres y un destino", "Noches de bohemia" (con pico incluido entre Manu y Nuria) y por supuesto, "Escondidos" fue lo más mágico de todo el concierto.


STOP, porque más allá de que todas las que acabo de mencionar me emocionaron y pusieron los pelos de punta, "Escondidos" fue el momento boom de la noche.

Esas voces, esa compenetración, esa química, los gestos, miradas, caricias, todo, fue MA-RA-VI-LLO-SO y los volví a shippear como antaño, pero, pero, ese discurso del final fue como un quiero y no puedo. Me explico.


Bisbal empezó diciendo algo así como "Chenoa, Laura, quiero decirte algo", evidentemente, no iba a pedirle que volviesen ni mucho menos (aunque hubiese estado muy bien), pero esperaba que le pidiese perdón y algo que mostrase que lo que decía, era real, porque si, a mi me parecieron sinceras sus palabras, pero eso de "ten tengo cariño", pues me rompió el corazón.

Sin embargo, el momento que para algunos fue "mortal" fue la supuesta cobra que él le hizo a una Chenoa que se le veía en cierto modo incómoda y a punto de romper a llorar (luego ya lo hizo), y perdonarme que os diga, pero, yo no vi en ningún momento una cobra, y gracias a Twitter, os lo puedo demostrar.


Como veis, es el mismo momento, pero de diferente ángulo. Lo de arriba, lo que se vio por televisión, lo de abajo, lo que realmente paso y ¿qué es lo que realmente pasó? pues que no le hizo una cobra, si no que le estaba quitando el carmín que al darle un beso, se le había quedado en la mejilla.

Estaba segura que no era una cobra, porque hubiese estado muy mal por parte de David y si quería quedar bien, así no lo iba a conseguir, pero si que también, algunos, son muy quisquillosos y por mucho que nos guste la pareja que hacen, si no se quieren, no se quieren y punto, no hay que echar más leña al fuego.

Tras ese magnífico momento, ya tocaba decir adiós con "Mi música es tu voz" donde Chenoa ya rompió del todo a llorar y yo, me fui a dormir jaja.

En resumen, que ha sido super bonito recordar todo esto, que el concierto quedará en el recuerdo de todos y que menos Juan, todos brillaron como lo tenían que hacer, aunque estuviesen malos como fue el caso de Bustamante.

Os voy a dejar el concierto entero, que lo he encontrado por Youtube, por si lo queréis revivir de nuevo mientras os coméis unas palomitas en vuestras casas.


Espero de todo corazón que os haya gustado este post. Nos seguimos leyendo. Muaaaak.


Y a ti, ¿Qué te pareció el reencuentro?

También podría gustarte

0 comentarios:

Tengo que reconocerlo, ¡Muero de felicidad al recibir un comentario vuestro! Me hace tanta ilusión o más que incluso cuando abrí el blog, y siempre leo todos los que me dejáis.

Siempre que puedo, os respondo a todo lo que me dejáis, así que ¡venga! anímate y deja tu opinión, teoría o lo que te apetezca.

¡Gracias por pasarte por mi rinconcito!